martes, abril 1

El puente a Terabithia


Hoy veía esta película, por el mero hecho que mi querida hermanita quería una recomendación al respecto. El inicio dista mucho que desear, presentando a los personajes muy lentamente, haciendo ver al espectador, desde un comienzo, que el futuro depende del carácter de los protagonistas.
Pero conforme se comienza a desarrollar la trama, conoce mas mas sobre los personajes, y se crea esa mágica conexión con su pequeño mundo, pues nos vamos dando cuenta que la película promete.
No he tenido la suerte de tener entre mis manos el libro que origino esta película, pero el guión tiene una consistencia muy solida de la cual carecen muchas películas hoy en día, en especial las de Disney.
Si uno analiza crudamente la película, es mas bien infantil, aunque el trabajo de los efectos visuales es muy respetable, no son nada expectaculares, y solo son adicionales necesarios en la trama de la cinta. Dos niños, que nos enseñan que la imaginación puede llevarnos donde queramos es el fondo de la trama.
Gran sorpresa para un soñador como yo, encontrar una cinta, donde explora la posibilidad de llevar la imaginación hasta limites impensables, ver las cosas con las que uno sueña, si siquiera cerrar los ojos. me gusto el final tan impresionante que le dan a una película tan sencilla, un final muy realista por decirlo de algún modo.
Ya quedo como recomendación para mi querida hermanita y sus pequeños alumnos; una película que me trajo muchos gratos recuerdos, de cuando era muy pequeño y podía ver todo aquello que leía, con solo imaginármelo. Mas aun me recordó, que la imaginación es un don preciado que te sirve, donde quiera que vayas, no importa la edad que tengas.

1 comentario:

Carolate dijo...

Curiosamente también he visto esa película este fin de semana y me ha recordado el porque decidí criar a mis hijos en un ambiente donde la imaginación y la creatividad deben de ser primordiales para ellos.

A mi también me gustó y me hizo volver a soñar.

Pd: Un saludo y buen blog.

Labrado en la piedra por Durin Bombadil