Textos Ajenos


No siendo de la autoria de Bombadil, dejaremos que juzguen esta historia, tal y como el autor la concibió



Debo aceptar como cierto que no soy de manera alguna el protagonista de esta historia, sino un escriba que agrega unas cuantas líneas mas a la historia, antes que su tiempo concluya. Si quiero, dejar constancia, que puedo vanagloriarme de haber recibido la mayor cantidad de información durante mi vida mortal.

Escribo de la fuente misma; si, de aquel que aparece y desaparece por periodos en la historia, aquel que ha recibido muchos nombres, que se dice que fue un ángel que descendió a los infiernos por voluntad propia y se convirtió en un gran demonio, adquiriendo gran poderes y conocimientos.

Pero debemos ser objetivos, es lo que él quiere – deben entender que si escribo es por que él lo permite – aunque no necesite presionarme de ninguna manera. Es muy difícil engañarlo, y quienes lo han intentado han fracasado; si uno quiere hacer algo, nunca dirá no, si sabes pedírselo. Es mejor siempre preguntar antes de tomar una decisión apresurada.

Desde tiempos inmemoriales ha gustado de permanecer en un punto neutro; y si ha tomado partido en ocasiones, nunca se ha sabido que lado elegiría. Muchas historias concuerdan también en decir que fue un demonio muy inteligente, que vio que el mejor camino no era el infierno, y luego de arrepentirse, fue admitido en el cielo donde se convirtió en un devoto arcángel protector de la vida y guardián de la paz.

¿Pero quien es él? ¿De donde viene y a donde va? ¿A fin de cuentas, es bueno o malo? Como el diría si le preguntaran, tengo mi propio lado, elijo de acuerdo a los tiempos… pero al final la decisión me llevara a mi destino.

Repasemos algunos datos puntuales, históricos y comprobables; fue gran sacerdote y arquitecto de Tutankamon allá durante el antiguo Egipto. Fue alumno de Sócrates y luego amigo de él, lo que le permitió acompañar al gran Alejandro cuando desarrollo su imperio. Estuvo con el Cesar durante sus conquistas, para luego dirigirse a oriente y cuidar de la muralla china contra los invasores; retorno como el brazo derecho de Atila. Se unió a Eric el Rojo en sus viajes y conquistas, y fue el caballero negro de muchas leyendas.

Fue maestro de un joven Saladino, para luego convertirse en caballero de Ricardo corazón de León. Retorno a América, con los primeros exploradores de Colon y llego a convertirse en consejero de Tupac Yupanqui. Fue corsario de la reina Victoria, y general de Napoleón.

Fue un poderoso y temido chaman en las planicies americanas y luego maestro samurai del último de los shogunes. Estuvo en el Tibet muchos años como maestro Shao-Lin, pero también como discípulo del Dalai Lama. Si se fijan bien estuvo presente en las conferencia al final de ambas guerras mundiales. Pero no solo eso, de las muchas fotos que se les tomo al grupo de los grandes científicos; que creen, él esta en una de ellas.

Mas reciente, su rostro se puede encontrar en – muy extrañamente – las fotos no publicadas y desechadas, de grandes acontecimientos y reuniones de personalidades. Coincidencias dirían muchos, similitudes otros. Pero conserva en lugares, a buen recaudo, pequeños objetos que ni los grandes arqueólogos han visto nunca. El ha estado ahí, ha sido el primero, y muy probablemente, será el último

No hay comentarios.:

Labrado en la piedra por Durin Bombadil