viernes, enero 4

Cumpleaños en las Tierras Imperecederas



Un día como ayer - hace ya 116 año - en la ciudad de Bloemfontein (Sudáfrica) nació John Ronald Reuel Tolkien, quien habria de convertirse sin lugar a dudas en el gestor de muchos sueños y además vinculo de grandes y tal vez imperecederas amistades entre grupos de personas de lo mas heteroéneos.


Muchos tal vez lo recordaran por la foto muy paternalista de un hombre mayor, con su infaltable pipa encendida y despidiendo humo; con su cabello ya cano y escaso, la sonrisa y mirada de un niño travieso. He querido mostrarles como lucia el profesor cuando recién iniciaba a escribir, la que habría de convertirse en la obra de sus sueños. El Libro de los cuentos perdidos.


Corría el año 1916 y el futuro profesor de Oxford estaba ya casado con el amor de su vida, pero convaleciente después de haber luchado en las trincheras. En una cabaña de Great Haywood, inicia el trabajo que luego de muchos cambios borradorres y versiones, nosotros conoceríamos a través del Silmarillion. Es extraño pensar que su primer cuento es La Caída de Gondolin, donde se narra como la gran ciudad de Turgon cae a manos del fuego y hierro, no solo de dragones y Balrogs, sino también de la traición.

Quien habría de pensar que este jovencito, escribiría sobre unos seres que inspiraron a mas de una generación, y aun hoy en día, siguen vigentes en un mundo cambiante que intenta olvidarse que Eru esta presente, y al final, todo las acciones contribuyen para su gloria. Alcen sus copas por el profesor, allá donde se encuentre - tal vez las tierras imperecederas - espera aquellos que son capaces de recordar después de despertar, aquellas historias que escuchan, cuando visitan la cabaña de los juegos.

1 comentario:

Dinorider d'Andoandor dijo...

sobretodo viendo acá nomás la STP es fácil ver como gente de rubros tan heterogéneos pueden compartir una afición

Alassea re!

Labrado en la piedra por Durin Bombadil